Guacamayo azul

Dentro de las aves exóticas que muchos tienen como mascotas, encontramos al guacamayo azul, un pájaro de un hermosos color y una personalidad única. Muchos son los que en los últimos años se han volcado por tener un ave como mascota y dejar de lado a los tradicionales perros y gatos, es que se dice que son las aves las que alegran a sus dueños con sus incomparables cantos y su personalidad vivaz. En el caso del guacamayo azul, éste habita en América del Sur, más precisamente en Brasil; su número fue seriamente reducido debido a la caza, es por ello que en muchos países su tenencia como mascota está prohibida. En la actualidad, se encuentran cerca de 2500 ejemplares.

foto de guacamayo azulCaracterísticas

El hábitat del guacamayo azul es la selva, también se lo puede observar en los bosques no muy húmedos y en las arboledas de los pantanales; es muy común verlos en pareja o en pequeños grupos y pueden elevarse en su vuelo hasta unos 800 metros desde el nivel del mar. Hace sus nidos en los huecos de los árboles, y en grietas de rocas; si lo tenemos en cautiverio, acepta sin ningún tipo de problema a la caja de zapatos como nido. La puesta de este ejemplar no supera los 2 huevos, pero a veces pueden darse situaciones en donde ponen solo uno o tres; incubarlos tarda unos 30 días y los pichones dejan el nido a los 3 meses de vida.

Se considera que un guacamayo azul es adulto a los siete años y una vez que forma su pareja es de por vida; son animalitos muy longevos ya que llegan a vivir hasta 50 años. De acuerdo a lo estudiado, los expertos aseguran que el guacamayo azul representa a la especie más grande de estas aves, pueden llegar a medir un metro de longitud y pesar hasta 2 kg. Para determinar el género, es necesario recurrir a exámenes de sangre; aunque muchos expertos aseguran que las hembras tienen las plumas de su cola dobladas, pero la única forma de asegurarnos es mediante un análisis. Para hablar un poco más de su anatomía, decimos que el guacamayo azul tiene, como su nombre lo indica, el cuerpo recubierto de plumas azules, su pico es negro y posee una franja brillante cuando éste se une con su cabeza; esta misma franja se repite alrededor de sus ojos que son bastante oscuros. Los guacamayos azules carecen de máscara en la cara y, como dijimos previamente, es muy difícil distinguir a un macho de una hembra. Con respecto a su alimentación, decimos que este animalito, se alimenta principalmente de frutos maduros, especialmente del mango, las nueces, las semillas, las bayas, algunas flores, y brotes. Es muy común realizar vuelos durante la mañana y la tarde para buscar arcilla que le aporta una gran cantidad de minerales a su dieta; el ave la ingiere para poder neutralizar las toxinas que se pueden encontrar en los frutos que consume (principalmente los que todavía no han madurado).

¿Son recomendables como mascotas?

dos guacamayos azulesAunque es cierto que muchos son los que optan por tener aves exóticas como mascotas, el guacamayo azul no se recomienda debido a que no se acostumbra con facilidad a vivir en cautiverio. Legalmente, la única forma de tener a esta ave en casa es con el objetivo de garantizar su reproducción para poder salvar la especie, y así poder luego reinsertarlo en su hábitat, como corresponde. Estos animales poseen emociones muy similares a las de un ser humano, es por ello que ante las alteraciones de su entorno, la falta de atención o el disgustos de vivir en un sitio donde no se siente cómodo, afectan su ritmo de vida y psiquis. Los guacamayos azules, son muy sensibles, lo que implica que, muy frecuentemente experimentan sensaciones de estrés, depresión y hasta sufrimiento si es que no viven de manera plena.

¿Cómo podemos saber si el animal no la está pasando bien?,
de forma sencilla, el ave empieza a emitir un comportamiento inusual, se torna agresivo, posee desgano, no come y hasta puede automutilarse (arrancarse las plumas). Es por todo esto que no se aconseja su vida en cautiverio como mascota. Si tenemos la misión de salvar la especie, entonces debemos estar correctamente equipados: si vamos a tener un guacamayo de cualquier tipo, se debe contar con una pajarera espaciosa (no nos olvidemos que el guacamayo azul es un ave muy grande) y debemos brindarle mucho afecto y atención. Se vuelven animales muy cariñosos y hasta pueden aprender trucos y palabras fácilmente. Como dato curioso, decimos que adoran ser acicalados y que se les acaricie la lengua, podemos ver esto ya que automáticamente erizan sus plumas como signo de bienestar. No se lo debe poner nervioso o molesto, ya que puede ser altamente agresivo y dañino.