Peceras y acuarios

Las peceras intentan imitar el ambiente natural en el que viven los peces para que los mismos puedan sentirse a gusto teniendo en cuenta los espacios reducidos de los que dispone.

Las peceras son muy fáciles de mantener debido a que están provistas de sistemas de climatización; la temperatura del agua de las peceras es uno de los factores más importantes a tener en cuenta ya que la misma varía durante las 24 horas del día según la estación por la que estemos pasando. Por otro lado, los acuarios poseen sistemas de filtración, ya que es fundamental que el agua en su interior circule permanentemente y se la mantenga limpia, para este trabajo el sistema de filtración utiliza una bomba de agua la cual abastece adecuadamente a las masas de filtración, asegurándonos así un sistema de filtración mecánica y lógicamente la desintoxicación del agua.

También debemos tener en cuenta que la mezcla de agua cumple con una función oxigenante, permitiéndonos crear diferentes medios de vida agitados para que los peces puedan adecuarse correctamente. La iluminación de los acuarios también es un factor importante ya que resulta muy agradable poder ver a los peces, además, en el caso de que coloquemos plantas acuáticas, es importante que la iluminación les permita hacer una correcta fotosíntesis. Las lámparas que se utilizan para este trabajo son reguladas por un minutero que se ajusta a la hora determinada en la cual deben prenderse las luces.peceras-tipos

Siempre es mejor utilizar una iluminación fluorescente o alguna lámpara que sea especialmente adaptada para estos casos. También debemos destacar que el suelo de las peceras suele recubrirse con grava fina, especialmente si necesitamos que las plantas se fijen a él; ahora bien, si tenemos un acuario de agua dulce, es importante evitar cualquier tipo de sustancia caliza, pero si se trata se peceras de agua salada entonces deberemos colocar arena coralina, ya que la misma permite que la calidad del agua se estabilice. Por otro lado debemos destacar que existen diferentes tipos de peceras entre los cuales algunos son más populares que otros por sus diferentes características, entre ellos podemos nombrar las peceras de vidrio, las peceras de acrilico, las peceras de cristal y las peceras redondas, aunque estas últimas no son para nada recomendables debido a que están consideradas como una tortura para el animal.

Tipos de peceras

Los diferentes tipos de peceras que acabamos de nombrar en el párrafo anterior de nuestro artículo suelen clasificarse en dos tipos: peceras de agua dulce y peceras de agua salada. En primer lugar debemos decir que las peceras de agua dulce son mucho más populares y utilizadas que las de agua salada ya que son mucho más fáciles de mantener, y además, es más común encontrarse con especies de peces de agua dulce teniendo en cuanta que lo más importante para el mantenimiento de una pecera es precisamente la calidad del agua. En el caso del mantenimiento de las peceras de agua dulce deberemos tener en cuenta el PH que hace referencia al grado de acidez, la alcalinidad del agua, los compuestos nitrogenados, los fosfatos y los silicatos, entre otras características, de todas maneras el mantenimiento de las peceras de agua dulce, si bien necesitan de nuestro ojo vigilante, los equipos son los que se ocupan de la mayor parte del trabajo.

peceras-modelosEn el caso de los acuarios de agua salada, como bien dijimos anteriormente, los mismos son muy complicados de mantener; este trabajo es constante ya que el agua de la pecera debe tener las condiciones óptimas, teniendo en cuenta que las especies de peces de agua salda son mucho más delicadas que las de agua dulce, además deberemos controlar las sales, el yodo y el calcio.

Otro punto a destacar en este sentido es que los acuarios de agua salada son definitivamente mucho más costosos en cuanto a su mantenimiento, además de que las especies que pueden habitarla también son mucho más caras. Por esta razón es necesario que si es la primera vez que compramos una pecera, nos inclinemos para la de agua dulce, especialmente si los peces serán las mascotas de un niño. En conclusión, si queremos remarcar las diferencias principales que se presentan entre las peceras de agua dulce y las peceras de agua salada entonces debemos señalar: el mantenimiento de ambas, los tipos de especies (tanto de plantas como de peces) que habitan cada una de estas peceras, y los costos que ambas implican.



www.tiendasmascotas.com | el contenido presente se haya registrado bajo derechos de autor | informaciones aqui