Juegos de gatos, pura diversión

Si bien los gatos suelen tener un temperamento mucho más tranquilo que el de los perros cuando se trata de los juegos, debemos tener en cuenta que muchas veces ellos también necesitan que les prestemos atención y pasemos algunas horas del día demostrándoles nuestro afecto.

En este sentido debemos decir que los juegos de gatos es la mejor manera de lograr pasar tiempo con nuestra mascota y a la vez divertirnos con ellos, ya que la manera de moverse y la forma en la cual realizan los diferentes juegos de gatos que existen puede resultar muy curiosas y divertidas. Ahora bien si no conocemos ningún tipos de juegos de gatos con los que podamos entretenerlos podemos decir que la base de todos ellos es la caza. Generalmente los ratones de hule o las pequeñas pelotas con plumas suelen ser los favoritos por estos animales para llevar a cabo los juegos de gatos que implican cazar o atrapar alguna presa.

juegos-de-gatos-jugandoLo que podemos hacer es esconderlos para que el gato los busque, o bien, una de las mejores maneras de motivarlos al juego es atar desde una altura en donde el gato debe buscar la manera de bajar el juguete también es una buena opción, además debemos tener en cuenta que este tipo de juegos de gato ayuda mucho a que se desarrollen tanto física como intelectualmente, especialmente si son pequeñitos. Los juegos de gatos siempre contribuyen a la reducción de stress además de que suelen ser un gran método para corregir problemas de conducta y también para reducir la ansiedad de aquellos gatos que suelen ser un tanto nerviosos.

Por otra parte muchas personas creen que únicamente los gatos bebés son aquellos que se prestan para participar de los juegos de gatos, y debemos decir que esto es falso ya que hasta el gato más viejo y gordito seguramente se entusiasmará por jugar con su dueño aunque sea un corto rato, ya que es probable que este tipo de gatos no gusten de jugar solos, por eso debemos motivarlos a ello. Algunos de los juguetes más recomendados para los juegos de gatos son aquellos que estén fabricados especialmente para estos animalitos, los cuales podemos conseguir en cualquier tienda de mascotas; no obstante también podemos recurrir a juguetes caseros tales como los rollos de papel, los corchos o tapas de botella, las pequeñas ramas y las pelotas, las cuales deberán tener un tamaño similar a las pelotas de golf. Por otra parte hay juguetes que pueden resultar peligrosos para la salud de nuestra mascota, tales como las gomas elásticas que pueden ser ingeridas por el gato, los hilos de coser, los cordones de lana las bolsas de nylon u objetos con puntas y afiliados, aún así sean de plástico.

Cuando los gatos juegan entre sí

Si en casa tenemos más de un gato, es probable que ellos deseen jugar entre si y este tipo de juegos de gatos suelen ser muy parecidos a las peleas. Justamente a raíz de esto se plantea un interrogante muy común entre los propietarios: ¿Cómo sabemos si están jugando o se están peleando?, y debemos decir que todo es cuestión de observarlos. Por ejemplo, si sabemos que nuestros gatos nunca se tuvieron simpatía, es probable que se peleen todo el tiempo y es importante que este tipo de peleas se persuadan distrayéndolos golpeando algún objeto, o tirando algo al piso que ocasione un ruido estruendoso. Pero nunca metiéndonos en el medio ya que los gatos enojados entre sí suelen lastimarse brutalmente, y si atinamos a intervenir también pueden herirnos a nosotros; si esto sucede la respuesta no es gritarles ni golpearlos, ya que el gato no tiene ninguna intención de lastimarnos.

juegos-de-gatos-felinosEn el caso que no estemos seguros de lo que ocurra entre nuestros gatos, entonces debemos conocer algunas diferencias entre los juegos de gatos y las peleas, como por ejemplo, los chillidos, los cuales son clara señal de una pela; los sonidos como el siseo o los ruidos silbantes que producen los gatos, son perfectamente normales cuando están jugando, pero en el caso de que nos demos cuenta de que estos sonidos persisten y se vuelven más enfáticos, este es un signo de que hay unan pelea a punto de desatarse.

De todas maneras debemos decir que los juegos de gatos entre sí son algo muy común y no es bueno que nosotros intervengamos ya que es bueno que socialicen, especialmente si deben convivir, pero lo que si ayuda mucho a la educación y formación de carácter de los gatos es que participemos en los juegos de gatos con ellos, ya que teniendo en cuenta que el gato es por naturaleza un animal muy independiente, esto ayudará a que se estrechen los lazos entre el dueño y su mascota.

No obstante si tenemos más de un gato debemos prestarle la misma atención a todos ya que pueden ser animales muy celosos y este serie un excelente motivo para una pelea. Independientemente de la utilización de juguetes, siempre debemos dedicar un pequeño momento de nuestro día para jugar con nuestro gato, y así, no solo ayudarlo a desarrollarse intelectualmente, sino que también, el animalito será mucho más cariñoso y crecerá más fuerte.



www.tiendasmascotas.com | el contenido presente se haya registrado bajo derechos de autor | informaciones aqui